24 de marzo de 2009

Tristes

Si no hay amor, si no hay cariño; que irrumpa el odio y la violencia.
La destrucción y la sangre.
Cualquier bestialidad antes de que la tristeza anegue las yermas tierras del ánimo derrotado.
No es viable la vida con los hombros aplastados y los ojos húmedos de un pez recién muerto. Ser esclavo de la vida.
Antes asesino o asesinado que triste.
Los tristes desean morir y no tienen valor para extinguirse. Arrastran su vida como una maldición. Yo arrastro muertos.
Sus sexos sólo escupen residuos y miserias.
Y si hay amor, más vale que dure eternamente, porque así no se concibe la violencia.
Como si fuéramos ángeles patéticos de la diosa Hipocresía. Como si estar enamorado hiciera el mundo perfecto.
Tristes idiotas...



Iconoclasta

No hay comentarios: