9 de julio de 2006

Vaya, que casualidad


Eso me decían mis profesores cuando me olvidaba algo en casa.


-Vaya, que casualidad; precisamente hoy día de examen se olvida el compás en casa.

Y me sacudían unos reglazos en las manos, una bofetada o bien me castigaban a salir dos horas más tarde. Supongo que el temor al castigo, me ponía nervioso y así olvidaba más cosas.
Es que soy muy complejo.


Coño, con aquellos cabrones. Una vez crecí, ya no tuvieron huevos a soltarme su mierda ni a ponerme un dedo encima. Cobardes...
Esto viene al caso, porque como soy aplicado y me educó en la lógica el estado con su inquebrantable rectitud, voy a responder con la misma al gobierno valenciano, al gobierno madrileño y a todos los putos políticos que de vez en cuando van demostrando sin recato, que me tienen por un imbécil rematado aunque no me conozcan.
Y eso me sodomiza cosa mala. Lo llevaba dentro y lo tenía que soltar como fuera, pero con gracia, eso sí. Aunque maldilta la gracia que hacen los muertos.
Al grano:


¿Conque precisamente descarrila un metro en Valencia antes de llegar el Papa de Roma, eh? Vaya casualidad que un metro con mil años decida romperse cuando viene de visita a Valencia el santo padre, no sé, no sé...

Porque me enseñaron a pensar que cuando se dan esas excusas hay un comportamiento mentiroso.
Seguro que no se puede achacar ese accidente a un atentado terrorista de extremistas islámicos, no, en absoluto. Fue el conductor que se había picado con otro tren y "pisó" el regulador a fondo.
No te jode.
Acérquense cretinos, que les voy a dar unas bofetadas.
Que no les creo, que no creo en la mierda de casualidades como ustedes no me creían de pequeño, so tíos mentirosos.


¿No será que se han callado como putas para que el Papa de Roma siga adelante con su visita a Valencia y no se acojone y les deje sin algún regalito prometido; alguna bula o algún rosario de oro y diamantes? ¿O es que tal vez sea mejor no asustar al rebaño y dejarlos felices en su ignorancia? Una mentirijilla piadosa.

Que conste que aprendí, coño, si aprendí.
Y sea o no cierto lo que pienso, es mi duda, es lo que intuyo que también puede ser; porque menuda casualidad.
Buen sexo.


Iconoclasta

No hay comentarios: